Salud bucodental para un envejecimiento saludable

Adopted by the FDI General Assembly September, 2009 in Singapore, Singapore
Revised September, 2015 in Bangkok, Thailand
Download PDF

Contexto

En las últimas décadas, el envejecimiento de la población ha aumentado a nivel mundial debido a la aplicación de políticas eficaces de salud pública destinadas a incrementar la esperanza de vida, y a los avances tanto científicos como en la atención sanitaria. Actualmente, la prevalencia de la caries dental, las enfermedades periodontales, la pérdida de dientes, la sequedad bucal y el cáncer oral sigue siendo muy elevada en todo el mundo, especialmente en la población mayor. Estos problemas de salud oral están relacionados con una función masticatoria deficiente, un ingesta nutricional inadecuada, deterioro en la calidad de vida o incluso la muerte. Una salud bucodental deficiente puede limitar la capacidad de una persona para funcionar e interactuar socialmente. Asimismo, una mayor carga inflamatoria a nivel bucal puede resultar en una mayor gravedad de enfermedades cardiovasculares, la diabetes y la demencia. La disminución de la función oral influye en el tiempo en el que la persona puede esperar mantenerse saludable y, conforme va envejeciendo, puede suponer una carga considerable para los recursos públicos.

Alcance

Esta declaración de principios trata temas claves de salud bucodental necesarios para lograr un envejecimiento saludable. Debería ser tenida en cuenta por las autoridades nacionales, las asociaciones dentales nacionales y los proveedores de atención sanitaria dental para la promoción de una salud bucodental, para permitir soportar el impacto del envejecimiento de la población globalmente.

Definiciones

El envejecimiento activo es el proceso de optimización de oportunidades en cuanto a salud, participación, actividad social y seguridad, a fin de mejorar la calidad de vida conforme las personas envejecen, permitiéndoles utilizar su potencial de bienestar físico, social y mental a lo largo de su vida.

Principios

Se ha demostrado que la atención de la salud bucodental no solamente promueve el mantenimiento de una dentición natural, saludable y funcional, sino que también contribuye a la supervivencia de las personas mayores. El mantenimiento de una salud bucodental óptima reduce el riesgo de sufrir enfermedades no transmisibles y ayuda a envejecer con salud.

Política

El acceso a una salud bucodental adecuada es importante en todas las fases de la vida, especialmente en poblaciones mayores, con el fin de envejecer con salud y mejorar la calidad de vida. Los proveedores de salud bucodental son esenciales en la prevención de las enfermedades orales y de la pérdida de dientes, reduciendo el riesgo de enfermedades no transmisibles mediante el uso de prácticas destinadas a controlar o reducir los factores de riesgo comunes. La FDI apoya un enfoque pluridisciplinar basado en la educación y promoción de la salud bucodental para mejorar la calidad de vida y reducir las disparidades en materia de salud bucodental entre la población de edad más avanzada. Recomendaciones de la FDI:

  • Las asociaciones dentales nacionales, los proveedores de atención odontológica y las autoridades gubernamentales deberían promover conjuntamente la salud bucodental, pues una dentición sana y funcional es fundamental para la salud general y el bienestar.
  • Los proveedores de atención odontológica deberían prepararse para un aumento en la necesidad de sus servicios por parte de personas mayores dentadas, incluyendo servicios preventivos y restaurativos, pues está disminuyendo el número de desdentados totales en personas de edad avanzada.
  • Las asociaciones dentales nacionales y las agencias nacionales deberían hacer un seguimiento periódico, e informar, de las medidas de salud bucodental y otros factores de salud relacionados, utilizando métodos de seguimiento epidemiológicos normalizados. Deberían asimismo apoyar políticas de salud pública para lograr un envejecimiento en buenas condiciones de salud, promoviendo una salud general y una salud bucodental óptimas.
  • Las autoridades gubernamentales, las asociaciones dentales nacionales y las instituciones académicas deberían además apoyar y realizar trabajos de investigación sobre la interrelación entre enfermedades no transmisibles y las enfermedades bucodentales, así como su efecto en la salud general, el bienestar y la calidad de vida, a fin de optimizar las expectativas de envejecer en buen estado de salud.
  • Las asociaciones dentales nacionales y las instituciones académicas deben proporcionar formación y educación a los profesionales de la salud bucodental, en todos los niveles, para satisfacer las crecientes necesidades de los mayores, comprendiendo que los cambios asociados a la edad en la salud sistémica y el uso de medicamentos pueden tener consecuencias en la salud y la función bucodental.

Referencias

  1. Organización Mundial de la Salud. Active Ageing: A Policy Framework. Ginebra: OMS, 2002.
  2. World Congress 2015. Tokyo Declaration on Dental Care and Oral Health for Healthy Longevity. Tokyo: JDA, 2015.
Public Health Committee

Share it